Día Mundial Contra el Cáncer de Mama

Hoy, 19 de octubre de 2014, se celebra el día contra el cáncer de mama. Según la Asociación Española Contra el Cáncer (aecc), el cáncer de mama es el tumor más frecuente en las mujeres occidentales, en España se diagnostican alrededor de 22.000 nuevos cánceres de mama al año y se estima que el riesgo de padecerlo a lo largo de la vida es de, aproximadamente, 1 de cada 8 mujeres.

Con motivo de este día, el equipo de Consulta en Línea se ha querido unir a la causa #sumatealrosa y por medio de este post queremos recordar alguna información que puede ser valiosa para una detección a tiempo de esta enfermedad. Nuestra intención es puramente divulgativa y en ningún caso queremos reemplazar a un equipo médico competente al cual debes visitar por lo menos una vez al año para un control general y si lo amerita pedir exámenes diagnósticos, como una ecografía de seno si tienes menos de 30 años o una mamografía si eres mayor. 

Para empezar, hablamos de cáncer de mama cuando las células tumorales proceden de esta zona del cuerpo (mama) y pueden llegar a invadir los tejidos sanos que se encuentran alrededor e implantarse allí. Existe la creencia que este tipo de cáncer solo lo poseen las mujeres pero es importante tener en cuenta que al menos un 1% de los hombres también pueden verse afectados.

Para que esta detección precoz o "a tiempo" de la enfermedad suceda, es recomendable realizarse una radiografía de las mamas o lo que casi todos conocemos como "mamografía", este examen ayuda a detectar lesiones en etapas en las que el daño tanto físico como psicológico es menor. También existe la llamada "autoexploración" de los pechos y las axilas (al menos una vez al mes); pero debemos tener en cuenta que esta no debe reemplazar el examen mencionado anteriormente; este examen puedes realizarlo una vez al mes preferiblemente tras 8 días de tu periodo menstrual. Si estás atravesando por la menopausia, escoge tu misma el día del mes.

¿Se puede prevenir el cancer de mama?

No, pero según la Organización Mundial de la salud (OMS), existen factores asociados al estilo de vida como el consumo de sustancias como el tabaco y el alcohol, la falta de actividad física regular, la obesidad y el sobrepeso. También menciona factores como una menopausia tardía, una edad madura en el primer parto y el acortamiento de la lactancia entre otros. Ahora que los conoces, vale la pena tener en cuenta estos factores de riesgo.

Para mantener una alimentación saludable incluye en tu dieta alimentos basados en fibra, verduras, frutas y proteínas, otros como el pescado que es rico en Omega 3; así como granos enteros, legumbres, pan y cereales integrales. Ten cuidado con las carnes y los azúcares. La actividad física regular, la puedes conseguir con ejercicios que están implementados en tu día a día: utilizar las escaleras o caminar cuando la distancia de los trayectos así te lo permita.

Por último queremos recordarte la correcta manera de realizar la autoexploración (gracias a saber vivir ), solo debes seguir estos pasos:

  1. Con el torso desnudo ponte de pie frente a un espejo, con los brazos pegados a lo largo del cuerpo. Observa el tamaño de tus mamas: recuerda que no somos simétricos y por lo tanto una mama puede ser ligeramente mayor que la otra. Fíjate si tus mamas tienen depresiones o la piel es rugosa. Observa si el pezón está hundido o invertido.

  2. Continúa de pie frente al espejo, pero ahora entrelaza tus manos por detrás de la cabeza. En esta posición, observa minuciosamente sobre todo el contorno inferior de tus mamas. Recuerda que estamos buscando bultos y cambios en la mama que nos sugieran un tumor.

  3. Ahora llega el momento de la palpación; sigue en pie. La mano del mismo lado de la mama que vas a palpar sitúala en la nuca y con los dedos de la otra, comienza un movimiento en círculo desde la periferia al pezón. Presiona suavemente, pero con la firmeza suficiente para detectar cualquier anomalía.  Haz lo mismo con la otra mama. También debes presionar y palpar los huecos axilares  para ver si notas algún ganglio inflamado en ellos.

  4. Comprime ambos pezones para observar si sale alguna secreción. Si ésta se produjera también debes consultar a tu médico.

  5. A continuación, acuéstate en la cama boca arriba con una almohada bajo el hombro izquierdo primero y luego bajo el derecho. Pon la mano en la misma posición que en el punto 3º y realiza los mismos pasos que se describen. En esta posición la mama cae aplanada sobre la parilla costal haciendo más fácil y quizás más efectiva la palpación, pero es conveniente realizarla en las dos posiciones: en bipedestación y tumbada.

Esperamos que este post con toda su información y sus consejos te sean de utilidad, a ti o a un miembro de tu familia o amiga cercana. Siéntete libre de compartirlo con quien quieras y cuantas veces creas necesario y tu también #sumatealrosa :)